Esta semana los peques pasan por una fase intensa de vida práctica y de lenguaje. Me parece interesante anotarlo ya que llevo ya un tiempo observando que  hay fases más "manuales" y van acompañadas casí siempre de actividad más "intelectual". es como si sus cabecitas lo pusieran todo a su punto para no desbordarse o aburrirse por lo contrario.

Bien pues estos días las actividades de transvasijar sólidos y agua, limpiar la mesa, quitar el polvo, hacer nudos, trabajar con el cuadro de abotonar, pelar verdura, vestirse, cuidar las plantas etc han llenado las casí 24 horas.

Entre tanto Damian y Nora se "han puesto de acuerdo" para pasar juntos por una etapa de lenguaje. Damian ya está preparado para empezar los dictados mudos ya que reconoce fonética y sílabas dentro de una palabra, por ejemplo con la palabra col da "col como en columpio" o con la palabra fil ( hilo en catalán) da "fil como en filtro" o también algo como "casa empieza por "K" como calabaza y conejo no mamá?".
Y Nora sigue avanzando a pasos de gigante en el juego de los sonidos identificando el primer sonido de una palabra o saber si contiene tal o cual vocal, además ha demostrado ser capaz de empezar con el alfabeto móvil con cositas muy sencillas.

Quisiera volver a hacer mención de los procesos cuando trabaja el niño pues en las actividades diarias también se da ese equilibrio. Hay actividades que requieren más concentración o más trabajo mental que otras y llevo un tiempo haciendo la observación descrita arriba. Los niños casí siempre empiezan su día con algo manual y sencillo ( nueces y pinzas etc) y luego ya pasan a algo más involucrado como puede ser emparejar las barras azules y rojas con los números de lija, después volverán a tener un momento de "relax" elijiendo por ejemplo limpiar algo o regar las plantas para más tarde ponerse otra vez a algo de más trabajo intelectual.Esta última elección ya es la definitiva pues no sé por que razones simpre se van enlazando otras actividades de más concentración, quizás necesitan cojer el ritmo?

Es sólo una reflexión pero quería compartirlo.